Aída Alcalá Campos*
Campaña presidencial del mercantilismo ciudadano